Newsletter
Menú
Buscar

DISRUPTIVE BLOG

25

julio

19

Digital Design

71 votos

Empatía: El punto de partida del Design Thinking

La empatía se entiende como un elemento muy importante en el Design Thinking y el Diseño Centrado en el Usuario. Pero, ¿qué es exactamente la empatía y por qué es un elemento tan relevante para diseñar soluciones que realmente funcionen para las personas? En este artículo, originalmente publicado en la web de Interaction Design Foundation, os presentaremos el verdadero significado de la empatía y cómo puede ayudarte a crear soluciones enfocadas a las necesidades de tus públicos.

¿Y qué es la empatía?

De un modo general, la empatía es nuestra capacidad de ver el mundo a través de los ojos de otras personas: ver lo que ellas ven, sentir lo que ellas sientes y experimentar las cosas de la forma en que ellas lo hacen. Claro que nadie puede experimentar las cosas como otras personas de manera literal, pero podemos intentar acercarnos al máximo dejando de lado nuestras propias ideas y tratando de entender las opiniones, pensamientos y necesidades de los otros.

En Design Thinking la empatía es una “profunda comprensión de los problemas y realidades de las personas para las cuales se está diseñando”. Abarca, así, el aprender sobre las dificultades que las personas se enfrentan, bien sea para descubrir sus necesidades y deseos o para explicar sus comportamientos. Para ello, es preciso entender el ambiente y contexto en el que se mueven y cómo interactúan con él.

La empatía es la primera etapa del proceso de Design Thinking, cuyas fases siguientes pueden ser resumidas en Definir, Idear, Prototipar y Testar. En la fase de la empatía, el objetivo es obtener una comprensión empática de las personas para las que se está diseñando y para el problema que estamos intentando resolver. Este proceso implica observar y relacionarse con estas personas para comprender sus experiencias y motivaciones, así cómo tratar de lograr una comprensión más profunda de sus problemas, necesidades y desafíos.

La empatía es crucial para un proceso de diseño centrado en el ser humano, como el Design Thinking, y ayuda a los diseñdores a dejar de lado sus propias suposiciones sobre el mundo con el fin de obtener insights sobre sus usuarios y lo que ellos necesitan.

Métodos de empatía

Abajo, te presentamos alguno de los principales métodos de empatía:

  • Asumir la mentalidad de un principiante
  • Preguntar el qué, el cómo y el por qué
  • Construir empatía con analogías
  • Utilizar estudios basados en fotos y vídeos de usuarios
  • Participar con usuarios extremos
  • Compartir y recibir historias
  • Crear Journey Maps

Empatía vs Simpatía

La simpatía, palabra frecuentemente confundida con la empatía, está más relacionada con la capacidad de mostrar preocupación por el bienestar del otro y, al mismo tiempo, simpatizar no requiere necesariamente experimentar de manera profunda lo que otros experimentan. Además de eso, la simpatía supone muchas veces un sentimiento de desapego y superioridad, tendemos a proyectar sentimientos de pena y tristeza por la otra persona.

Esos sentimientos son inútiles en un proceso de Design Thinking. Cuando los design thinkers estudian a los usuarios en su ambiente natural para aprender la forma en la que se comportan o cuando los entrevistan, el objetivo es absorver lo que está pasando y sentir lo que están sintiendo.

Lo que los usuarios dicen y lo que no dicen

Las personas no siempre transmiten todos los detalles que experimentan. Pueden retener información por miedo, desconfianza o cualquier otro factor. Además, es posible que se exprese de una forma no articulada, sin decir las cosas abiertamente, solo sugiriéndolas a través de sus expresiones gestuales o palabras usadas.

Como diseñadores, es preciso utilizar nuestra intuición, imaginación, sensibilidad emocional y creatividad con el fin de extraer las percepciones correctas que puedan suponer una diferencia significativa.

Cualquier persona puede dominar la empatía

Somos seres empáticos por naturaleza y esta es una característica particularmente importante para los design thinkers, porque nos permite comprender y descubrir las verdaderas necesidades y emociones de las personas para las que van a diseñar.

La buena noticia es que todos podemos dominar la empatía y volvernos grandes pensadores de diseño: todos somos absolutamente empáticos.

Fuente

71 votos

QUIERO COMPARTIR ESTA PÁGINA
QUIERO COMPARTIR ESTA PÁGINA